Policías de Investigaciones del departamento Central allanaron ayer una casa en el barrio Guadalupe del kilómetro 29, en Itauguá, y arrestaron al presunto motochorro Andrés Ramón Jiménez Vera, de 25 años, alias Paloma, quien supuestamente admitió haber participado en el asalto que derivó en la muerte de una humilde trabajadora identificada como María Jorgelina Cabrera Aveiro, de 31 años.

La mujer falleció el 18 de junio pasado al caer de la motocicleta en la que se dirigía a su casa, luego de salir de su trabajo. Ocurrió en la compañía Ñu Po’i de Itauguá.

En principio, la Policía manejó el caso como un accidente, ya que la víctima fue hallada inconsciente al lado de su motocicleta.

María Jorgelina murió camino al hospital, pero en la escena de la supuesta caída no se encontraron su cartera ni su celular.

Fuente: ABC Color

https://www.abc.com.py/edicion-impresa/judiciales-y-policiales/2019/07/10/motochorro-confiesa-crimen/